Basado en hechos reales: La mañana de después

viernes, marzo 25, 2016

El teléfono ha sonado siete veces y me ha hecho salir de la ducha. Por fin es viernes y me niego a que alguien me interrumpa el mejor momento de la semana. En la radio suena "Niebla" de Supersubmarina, así que me hago un Tú sí que vales debajo del agua. Hoy tengo una cena de las que prometen...

- Andrés: Toda la semana esperando esta cena...

- Julia: Lo mismo digo, así que quiero historias que superen mis expectativas. Por cierto, Paula, ayer tuviste una cita y me han dicho que durmió en tu casa, así que ¿qué tal la mañana de después?

- Paula: Genial, durmió en casa y la mañana de después le dije que se fuera

- Andrés: ¿Cómo que se fuera? Le dirías que se fuera y algo más ¿no?

- Paula: No, le dije que se fuera, sin más. Le dije: No hace falta que te quedes, vete ¿Por qué ponéis esas caras? ¿Qué pasa?

- Julia: En serio, ¿nunca te han hablado de las mentiras de la mañana de después?

                                          LAS 9 MENTIRAS DE LA MAÑANA DE DESPUÉS

Hoy os traigo historias verídicas de gente de mi entorno. Porque a todos nos ha pasado. Y si no te ha pasado, te acabará pasando y rezarás por recordar una de los diez mentiras que debes usar la mañana de después. Llega un día que conoces a alguien y acabáis pasando un rato divertido, hasta que llega el temido momento de: No me jodas ¿en serio se va a quedar a dormir? Si puede ser que seas de esas personas que te gusta dormir sola y abrazada a una almohada, que te guste dormir con un pijama de Spiderman o que por las noches ronques como un bulldog francés. Por cualquiera de esas razones o por un millón más, prefieres dormir solo o por lo menos, prefieres no tener que ser simpático la mañana de después. Porque no hay momento más incomodo cuando te levantas con alguien con quien no tienes confianza y lo único que tienes en la punta de la lengua es un: ¿no te quieres ir a tu casa?

1. Tengo un vuelo

Esta excusa es infalible porque bajo ningún concepto puedes perder tu vuelo. Además nadie va a ponerte en tela de juicio... Un viaje es un viaje y por mucho que te gustase esa persona no ibas a perder un vuelo pero cuidado...

Historia verídica:

- Lo siento, tienes que irte, mi vuelo sale en dos horas

- No sabía que viajabas ¿dónde vas?

- A Cuenca 

- Cuenca no tiene aeropuerto 

2. Tengo que llevar los niños al colegio 

Esta va genial, es muy americana. Nadie quiere que unos pobres niños indefensos lleguen tarde al colegio...

Historia verídica:

- Tienes que irte porque tengo que ir a llevar a los niños al colegio

- Carlos, no tienes hijos 

3. Viene mi mujer o mi marido

Nadie quiere verse escondido dentro de un armario así que si oyes esa frase, seguramente cojas tus pertenencias y corras como si no hubiera un mañana. Los armarios son para salir de ellos, no para meterse...

Historia verídica:

- Es mejor que te vayas, mi marido está apunto de llegar

- Pero si eres lesbiana y vives con tus padres

4. Tengo que recoger la casa

Perfecta. Aquí no hay manera de que te pillen porque es real. Recoger la casa es lo primero que hay que hacer nada más levantarse, sobre todo cuando te levantas acompañado...

Historia verídica:

Dos personas en una cama y una se despierta. Mira a la otra persona y se lleva las manos a la cabeza. Se levanta y se pone a recoger la habitación, incluso hace ruido par dejar claro que está recogiendo. 

- ¿Qué haces? Vuelve a la cama...

- Tienes tu ropa en la silla, es mejor que te vayas porque tengo que terminar de recoger la casa

Suena la puerta. 

- Marta ya he llegado

- ¿Quién es?

- La limpiadora 

- Ajá

5. Tengo inglés

Dar Ingles es muy importante. Si quieres que ese chico sea el padre de tus hijos, jamás dejarías que perdiera las clases de inglés. Tiene que sacarse el advance para que tus hijos sean bilingües...

Historia verídica:

- Linda es mejor que te vayas porque tengo ingles en media hora

- Es domingo y son las 6 de la mañana 

6. Tengo comida solo para una persona

Es una buena indirecta, está claro que no quieres que se quede. Porque si quisieras que se quedase le darías hasta el último trozo de pizza que te queda. Así que un "tienes que irte porque en este lugar no hay sitio para dos" a tiempo es una victoria.

Historia verídica:

- ¿Qué tenemos para comer?

- ¿Tenemos? Yo solo tengo comida para uno 

- Pues pedimos comida a domicilio

- A mí la comida a domicilio me sienta fatal 

7. No quiero que te vea el portero

Eres una persona reservada y no te gusta que nadie se meta en tu vida privada así que nada mejor que utilizar esta excusa de que no quieres que te vea el portero y que luego le comente al resto de vecinos, con quién entras y con quién sales. Que al final acaban decidiendo que los del segundo tienen una casa de citas...

Historia verídica:

- Es mejor que te vayas rápido antes de que te vea salir el portero

- Ana, vivo en el piso de encima tuya y no tenemos portero

8. Tengo el coche en zona azul 

Esta va genial si tienes que ser tú el que se vaya y no sabes que excusa poner. Como están las calles en España es mejor no jugársela con las multas, así que prefieres ser cuidadoso y no jugártela con la zona azul. La temida zona azul, la que todos odiamos pero que un día das gracias porque ella te salvó la vida. Esta excusa es caballo ganador.

Historia verídica:

- Joder se me ha olvidado que tengo el coche en zona azul y van a multarme 

- Carlos, lo primero es que te recogí yo en tu casa a anoche y lo segundo es: NO TIENES COCHE

9. Van a llegar mis padres

No quieres que tus padres sepan que esta noche no has dormido abrazado a tu oso de peluche. Y si el día de mañana vais a pasar por el altar no querrás que tus futuros suegros te pongan la cruz por pasarlo bien antes de lo debido. Por eso y por mucho más elegirás esta excusa. Salvo que...

Historia verídica:

- Rapido mis padres están a punto de llegar

- Luis tienes 45 años y vives solo 

No te preocupes, se consideran mentiras piadosas y vas a seguir pudiendo ir al cielo. Sobre todo porque la otra persona te está mirando con cara de: ¿tú eres gilipollas y de verdad piensas que no me estoy dando cuenta de la imaginación que tienes, justo ahora, que es la "mañana de después"?

Pero siempre podrás elegir bien, siempre podrás elegir alguien con quien quieras despertarte la mañana de después, y la de después, y la de más después. 

Porque cuando hay química no se necesitan excusas...


You Might Also Like

1 comentarios

  1. Jajaajaj muy buenas, me las apunto a ver si dan mejor resultado o mejor aún no tener que usarlas! !

    Www.dosisdelala.com

    ResponderEliminar